2 de abril de 2009

El adiós a un Unicornio

Es el fin. No quería aceptarlo pero hay que ver las cosas como son. Pero mejor, esto me ha permitido abrir los ojos. Nunca debí creer en lo que no es, aquello que no existe, que sólo nos estupidiza, arruinando nuestra ideas y obligándonos a actuar como imbéciles: el amor. Y es que, con todo esto que ha pasado (y con lo que no), he descubierto que el amor es una enfermedad de origen desconocido pero esclavizante, que te hace pensar que necesitás de otros para ser feliz. Es un cáncer que infecta todos los aspectos de tu vida, los asfixia, los mata, te mata. Se aparece en cualquier parte, sin que te des cuenta y de la peor manera... ¿porqué no podemos enamorarnos de la persona apta, aún cuando sabemos que la hemos hallado después de una larga búsqueda? No, una pestaña, un perfume, un andar que hipnotiza, su aliento a frutilla, una sonrisa, una mirada, el olor a almendra de su cabello... los cómplices que el amor utiliza para confabular nuestra derrota, nuestra caída. Así que adiós, mi Unicornio, feliz vida. Me voy al otro lado del mundo a buscar a mi Unicornio Azul...
* Inspirado en fragmentos de El Cuarteto de Alejandría de Lawrence Durrell.

11 leyeron y piden la palabra:

QueithCita dijo...

Era un* unicornio, no el/la unicornio. ¡ánimo! :B

QueithCita dijo...

PD: puse el/la porque lo que yo busco es un el u_u kthxbai

Marcela dijo...

Tristemente de vez en cuando pasan estas cosas con el amor, pero ánimo... recuerda que todo tiene solución en la vida menos la muerte :)

PD: yo busco aún a mi príncipe de todos colores :P

Calila dijo...

hay que vivir ese lado del amor, el obsesivo, el enfermizo, el que ata y enloquece, para poder tambien disfrutar de ese lado que te hace sonreir, que hacen los dias brillar y el que te hace sentir poderoso.

La vida esta llena de pequeños y grandes caminos pero estoy segura que nos llevan a nuestra felicidad, si somos capaces de tomar los adecuados y tener el valor de tomarlos.

Un beso.

Gero dijo...

@QueithCita y @Marcela: gracias por sus palabras. Aunque, debo decirlo, no me ha pasado nada. Todo esta inspirado, cómo ya lo mencioné antes, en el El Cuarteto de Alejandría, tetralogía que que recomiendo, ya que la leí hace muchos años y que, por alguna extraña razón, mezcle con un post anterior. De nuevo gracias por sus palabras.

@calila: muy cierto, el amor presenta esa dualidad y no podemos huirle sólo por la parte mala. Un beso para ti también.

QueithCita dijo...

A mi no me das paja -_-

Clau dijo...

mmm, enamorado actual o no, si te inspiraste en eso es porque algo hay en tu corazoncito.

Pero estás bien jovencillo para cortar de raíz con el amor...si hay bodas a los 50 =)

Gero dijo...

@QueithCita y Clau: nunca pensé que esto pudiera ser tema de debate... Aclaro ahora: este post si era inspirado en vivencias personales, pero este lo escribí usando algunas frases de los libros de Durrell, de hecho tengo las hojas donde copié las frases ya todo amarillentas. "Memorias de una Geisha", fue escrita por un hombre, Arthur Golden, quien se basó en entrevistas para escribir la novela. Como sea, espero les haya gustado y si, hay algo en mi corazón pero ese es tema para otro post. Saludos!

Luna dijo...

En este mismo momento no sé yo que puedo decir del amor. Ni siquiera recuerdo el grado de dolor por los amores adolescentes y eso me hace pensar que todo lo cura el tiempo, como bien dijo alguien importante alguna vez.

Y bueno, está inspirado, pero creo que cuando uno escribe, por lo menos mi caso, trata de meterse en el papel... De sentir lo que estás transmitiendo, habiendolo vivido o no, siendo mujer u hombre.

Es lo que creo.

Saludos :)

fontaneros dijo...

:O no tengo mucho que opinar al respecto... suerte en el amor

Fontaneros Rivas dijo...

no es decir adiós es decir asta pronto por que vuelve a ver