27 de abril de 2011

Confesiones o Carta nunca entregada o Carta sin final.

Querer explicarte esto es, para mí, como cuando escribo: sé a dónde quiero llegar pero me cuesta iniciar. Todo comenzó el año pasado, cuando cruzamos un par de palabras. De haber tenido oportunidad me hubiera quedado con vos toda la noche. Y todo ha girado en torno a eso: me gusta platicar con vos. Es por eso que para vos no hay 'estado' desconectado u ocupado en el MSN, tampoco hay noches unidas a madrugadas, o cosas en las que no pueda ayudarte, contarte o mandarte.
Pero en persona sé que soy otra cosa, me cuesta dejarme domesticar... no, me cuesta mostrarme domesticado. Sé que soy un signo de interrogación humano, una caja de sorpresas, un bolita escondida en uno de tres vasos. A veces con la mirada fría, a veces con la mirada distraída, a veces un hola... y hasta ahí.
Me gustaría contarte mis sueños, mis razones y mis olvidos. Lo feliz que soy con un poco de música o mi 'Táctica y estrategia' y que un día cualquiera, no sé cómo ni sé con qué pretexto, por fin me necesites. O que sueño con un 'Rancho y un lucero', porque no hay nada mejor que un monte, un rancho, un lucero, cuando se tiene un "Te quiero"... 
Porque sos la razón de mis desvelos, de mis sueños y de mis sonrisas indiscretas.
Y sí me preguntas mis miedos, te responderé que sólo tengo uno, que es el que me atormenta el alma... que algo malo te llegase a pasar.

14 de abril de 2011

Canciones que tocan: Whatever

Hay canciones que a uno le encantan desde la primera vez que la escucha. Son detalles, pedacitos, palabras o quizás la letra menciona algo que casualmente choca con experiencia que estemos atravesando (me pasó con Iris de Goo Goo Dolls hace años). Ahora les presento una canción de Oasis que, la verdad, no había escuchado hasta el año pasado. ¿Lo que me gustó? Los violines.
Acá se las dejo para que la disfruten:

12 de abril de 2011

Raúl, el Ángel de Madrid

Sin duda en estos días, previos al gran clásico español, su nombre surja como el gran ausente. Pero no se preocupen, yo no voy a hablar de este personaje desde el punto de vista de vista de una rivalidad (que, por cierto, muchos no tienen ni la menor idea de dónde surge).
Fue uno de los jugadores más emblemáticos de los últimos años en el Madrid. En sus inicios se caracterizó por esos goles elegantes y abundantes. Con el paso de los años, se fue convirtiendo en un gran capitán, de esos que se echan al equipo al hombro. Además, sobresalía por su ética de juego, su disciplina, su limpieza (no recuerdo que le hayan alguna tarjeta roja).
Se acopló con facilidad a los compañeros que tuvo, todos distintos: Amavisca, Redondo, Morientes, Savio, Figo, Zidane, Munitís...
Y en todo momento daba lo mejor de sí, muy disciplinado al momento de entrenar, todo corazón en la cancha aunque fueran perdiendo.
Soy sincero al decir que es mi jugador favorito por las ganas que le ponía a todo, lo que le permitió salvar al Madrid en muchas oportunidades. Y es que, estoy seguro, aunque lo hubieran puesto a recoger balones, él lo hubiera hecho de todo corazón de saber que eso le permitiría hacer más grande al club.
A continuación les presento un vídeo con algunos de mejores goles. Es obvio como todo el equipo siempre estuvo con él al momento de marcar, pero al mismo tiempo, él siempre estuvo con el equipo cuando más lo necesitó.

video

En sus años mas negros en el Madrid, los últimos, siempre pensé que aún le quedaba fútbol pero que no es fácil soportar durante tanto tiempo la presión mediática que rodea a los jugadores del club. Ahora, en Alemania, esta demostrando que mi teoría era cierta, haciendo una gran campaña.
Este tipo de jugador es el que extraña ahora al Madrid.

6 de abril de 2011

La amenaza

Desde hace muchos días, unos niños de una escuela cercana vienen hasta mi casa y provocan a los perros, haciéndolos ladrar. Hasta el momento habíamos prestado poca importancia al asunto, hasta la semana pasada cuando decidieron "asaltar" el buzón de correspondencia, sacando uno de los recibos y escribiendo sobre él una nota "amenazante".

  Por si no alcanzan a leer, la nota dice "los mataremos".

Al día siguiente decidí ir a hablar con alguna profesora de la escuela. Casualmente me topé con la directora, quien me dijo que ya estaban "tratando la situación". Lo que realmente me preocupó fue lo que me dijo una maestra después: muchos de los niños vienen de entornos sumamente violentos, con padres ladrones o madres prostitutas, hermanos de pandilleros o vecinos distribuidores de drogas.
Quizás los padres desean un futuro mejor que el que ellos mismos tuvieron; sin embargo, es muy difícil que los niños no se vean influenciados por el medio en que viven. Y es que en esa edad ellos absorben con mayor facilidad y llegan a considerar ciertas situaciones con normales. Aparte, algo que siempre he criticado, es la insistencia de muchos noticieros en mostrar imágenes cada vez más crudas y que sus horarios de transmisión no limitan de manera alguna que pequeños vean, y sean víctimas colaterales, de la violencia que hoy por hoy aqueja al país.
Ayudar a una de estas criaturas no está tan lejos como pareciera, creánme.